Todo lo que querías saber sobre Sour Beers y no te atrevías a preguntar

No es fácil empezar a tomar cervezas ácidas. Al principio la acidez toma control de la boca, te obliga a salivar. Lo primero que cruzó mi mente es que estaba probando vinagre. No es lo que esperas cuando tomas una cerveza. Das el segundo trago y algo en tu cabeza se tranquiliza. Si es un trago ácido, pero hay algo extrañamente familiar en su sabor. Es en el tercer sorbo donde empiezas a percibir la riqueza de las maltas, las notas tostadas, en fin, a reconocer en esta bebida una cerveza.
Dentro del mundo de la cerveza artesanal existen infinidad de estilos entre los cuales escoger. Últimamente muchos cerveceros han optado por correr nuevos riesgos y experimentar con las cervezas ácidas.
Por un lado es apostarle a un estilo que es muy poco conocido. A pesar de que en sus orígenes todas las cervezas eran ácidas, en la actualidad la referencia que tenemos de una buena cerveza es amarga, con sabor a malta y bastante gas. Por otro lado, en México siempre nos han gustado los sabores ácidos, incluso en la cerveza, por lo que inventamos las Micheladas. Esta gloriosa combinación de limón, sal y chela que puede hacer más tolerable cualquier día de calor.
O pensemos en el pulque, el pulque nuestra sour original. Al igual que la cerveza, comparten esta fermentación ácida y se pueden combinar fácilmente con frutas para transformar su favor.
Producir sour beer es muy riesgoso para un cervecero y no me refiero sólo a la cara de sorpresa que muchos de sus clientes pondrán al dar el primer trago a su nueva creación. Me refiero a los riesgos técnicos que exige crear este tipo de chelas en sus plantas. Para producirlas el mosto tiene que ser “contaminado” con bacterias y levaduras salvajes, las cuales son las responsables de la acidez. Hay que tener mucho cuidado de que estos microorganismos no escapen y contaminen el resto de la planta, pues podrían arruinar el plan de producción completo.
Después hay que dejar reposar la preparación durante largos periodos de tiempo (meses o incluso años) y esperar que la combinación resulte afortunada. Siempre existe el riesgo que algo salga mal durante la maduración y haya que tirar todo el lote.
Tras recorrer todos los stands de Cerveza México encontramos estas sour beers mexicanas que prueban ser mucho mejores que cualquier michelada.

MG 0447 300x200 - Todo lo que querías saber sobre Sour Beers y no te atrevías a preguntar
Para principiantes
Berliner Weisse

Cervecería Cru Cru

MG 5090 300x200 - Todo lo que querías saber sobre Sour Beers y no te atrevías a preguntarSi nunca ha probado una sour beer, está puede ser una gran manera de empezar. Esta cerveza surge una colaboración entre Portland Kettle Works y la marca mexicana. Este estilo típico berlinés es producto de una fermentación láctica, el mismo tipo que produce el yogur. Es una cerveza es clara y muy fresca.

Te la recomendamos con mariscos. Si todavía no te atreves, pruébala combinada con Clamatto.

 

 

Sour Blonde

Puerco Salvaje

MG 0464 200x300 - Todo lo que querías saber sobre Sour Beers y no te atrevías a preguntar

Es una cerveza clara, la fermentan con tres tipos de lactobacilos diferentes y después la dejan reposar durante seis meses. La espera es larga pero vale la pena. Si bien, su olor puede recordar un poco al de un buen queso añejado, su sabor no podría estar más lejos. Es ácida y refrescante, después de tragar deja una sensación dulce en la boca. Es ideal para combinar con unos buenos mariscos en la playa.
Para quienes ya tienen algo de experiencia.

 

MG 0480 200x300 - Todo lo que querías saber sobre Sour Beers y no te atrevías a preguntar

 

Farmhouse Brown Ale

Cervecería Huérfana
MG 0485 300x200 - Todo lo que querías saber sobre Sour Beers y no te atrevías a preguntarCuando la cervecería decidió probar algo diferente,  tomaron su Brown Ale, rica en olores tostados y sabor a caramelo, dejaron una semana el fermentador abierto para que diferentes levaduras y bacterias salvajes la contaminaran. Después la añejaron 6 meses en barricas Jack Daniels donde la madera y el bourbon hicieron de las suyas aportándole notas a vainilla, especias y cuero. De esta manera tenemos una cerveza no tan ácida, con mucha personalidad y que combina muy bien con unos tacos de carne asada y aguacate.

 

 

Sour

Cervecería Tierra Blanca
MG 0421 200x300 - Todo lo que querías saber sobre Sour Beers y no te atrevías a preguntar“Queríamos hacer una cerveza que sintiéramos realmente nuestra, muy oaxaqueña”, me explica orgulloso Jorge de la cervecería Tierra Blanca. Esta cerveza de un color rosa pálido fue creada a base de maíz azul desgranado a mano, en lugar de cebada y hierbas locales como el poleo (menta silvestre originarios de Oaxaca), salvia y ajenjo en lugar lúpulo. Su olor es muy fresco, el poleo es lo primero que inunda los sentidos. Después se empiezan a percibir las otras hierbas y un leve aroma ácido causado por una fermentación a altas temperaturas.

Es una cerveza fresca y ligera, por sus toques herbales combina muy bien con una tlayuda de chapulines o tal vez con un quesillo envuelto hoja santa.

MG 0424 300x200 - Todo lo que querías saber sobre Sour Beers y no te atrevías a preguntar

 

Sólo para expertos
Sueño Rosa

Cervecería Loba

MG 0435 300x200 - Todo lo que querías saber sobre Sour Beers y no te atrevías a preguntar

Esta cerveza fue mi favorita de todo el festival. La bebida fue una colaboración entre Labrewatory y los tapatíos, quienes deciden preparar esta cerveza tipo gose para poder incorporar frutas regionales. Recorrieron varios mercados antes de decidir los ingredientes finales: Tuna Roja y Guayaba Rosa.  Es color rosa mexicano gracias a la tuna que se incorporó a la mezcla. Huele a guayaba y azahar y al probarla hay un toque de sal y ácido que balancea perfectamente los sabores. Para mí, su maridaje ideal sería con un buen corte de carne, pues la sal acompañaría los sabores y el ácido cortaría la grasa invitándote a probar otro bocado más.

 

 

Flanders Red Ale

Cervecería Wendlandt

MG 0473 300x200 - Todo lo que querías saber sobre Sour Beers y no te atrevías a preguntar Ganadora del Reconocimiento Best of Show en la Copa Cerveza México 2016
Una cerveza añejada por 2 años en barricas de vino del valle de Guadalupe. Su color es rojo intenso. Al igual que vino, del cual toma prestada muchas características viene envasada en una botella 750 ml. para compartir. Su aroma, ácido, recuerda un poco a la piña. Al probarla la acidez es evidente, obliga a salivar. Misma característica que lo haría el perfecto acompañante para unos quesos fuertes.MG 0456 300x200 - Todo lo que querías saber sobre Sour Beers y no te atrevías a preguntar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *